Tuesday, 15 March 2011

MY HISTORY:Teenegers Guide


Prologo:
La diferencia entre enamorarse y obsesionarse es sutil…
El resultado de la abstinencia es el escándalo…
La abnegación puede ser un arma mortal en contra de uno mismo…
La promiscuidad y el sexo van de la mano de la perversión…
Amar no significa perdonar…
Los cambios son manifestaciones de la inseguridad…
El masoquismo es un veneno complaciente…y compulsivo…
La carne es débil, y el alma…aun mas…
La esencia del peligro es la adrenalina…
La vanidad es el antídoto a la inconformidad…

Capitulo1: Un adolescente tiene sus propios karmas… (1/2)

``SUFRIR ES EL CAMINO DIRECTO A LA ESTABILIDAD´´

Generalmente son muchas las etapas que debemos superar en el desarrollo biológico de nuestras vidas, pero la adolescencia es la clase de matemáticas avanzadas que nadie quiere aprender y aun así te ves obligado a pasar.

Esta claro, que si pudiéramos simplemente daríamos un salto de hoja-como en historia del mundo-y cambiaríamos las perspectivas a buena conveniencia, pero no existe tal dilema y la realidad es que todo sigue un orden tan preciso que incluso parece manipulable a la vista.

Finalmente lo que parece ser lo mas lógico se convierte en el karma que rige nuestras vidas, porque no podemos dejar de desear nuevas experiencias.
Nicole sabia que para sobrevivir en Illingworth debía ser inicua, etérea, tan descarada e insolente que incluso ella misma creyera su actuación; y se decía que cada año podía ser peor ¡Porque así lo era! De hecho, Illingworth tenia la escala más gris para representar sus sufrimientos…

Cada término de un verano significaba el inicio de sus problemas, porque ser discriminada por pubertos que destetaban su origen no asimilaba completamente su desdicha. Era más facil para todos señalarle con el dedo que considerar la posibilidad que del almirante solo obtuvo genes y una paternidad a través del apellido cuando nació. Pero nadie lo comprendió, y su mayor némesis era ser la hija de Rene McPherson, inope de los abusos que su figura le procuraba y el desmerecido calificativo de cotilla entrometida con que se le conocía en toda la escuela.

Una vida que no había planeado, y sin embargo se repetía todos los años con la misma precisión de un compas que dibuja la redondez de un círculo, sin que tuviera siquiera oportunidad de evitarlo o hacer algo al respecto.



Siempre cuestiono las maneras de su padre y en contra de lo que todos pensaban, ella le era inobediente-desde que murió su madre- hasta el grado de insolencia que su condición le permitía. Por ello detestaba ser asemejada con el, y cuando alguien lo insinuaba sentía deseos de plantar su puño en el rostro de esa persona; McPherson era un militar retirado inhumano que olvidaba cuando le era conveniente los lazos de sangre que les unía ¡Siempre podía ser peor persona con ella de lo que ya era en Illingworth!



-Este año quiero que mejores tu rendimiento académico-escucho decir a su padre en el trayecto a la escuela, no sabia que era mas precario: el verano que paso junto a el almirante y su decrepita tía Meg, o los días de infierno que empezarían con el nuevo año escolar

-Tengo el segundo lugar en Illingworth-respondió con tono grave frunciendo levemente el ceño, prontamente el irritado hombre a su lado-enmarcando las arrugas de su frente- golpeo el volante del auto con amabas manos

-Eres como tu madre, una idiota conformista-sus ojos se inyectaron en sangre mientras alternaba la vista del camino en ella, se pregunto de que diablos estaba hablando ¡Si el no era mejor de lo que fue su madre profesionalmente!-los segundos lugares son para los mediocres y tu eres una McPherson-agrego como si fuera lo mas lógico del mundo y ella una gran tonta que nunca comprendía nada de lo que le decía

-No hay necesidad de agraviar la memoria de mi madre, señor-sus labios compusieron una desafiante línea sinuosa y el rostro de su padre se encogió en una mueca desagradable

-¡¿Vas a decirme ahora que puedo o no hacer?!-rio agriamente y ella pensó que esa era la imagen concreta mas despreciable que tenia de el-primero debes vivir una vida de sufrimientos y limitaciones que te golpeen día a día-los oídos le zumbaron por la resonancia de esa rocosa voz y el eco de las palabras le escocieron ferozmente el pecho, como si ella no supiera a que se refería ¡A el le debía la mayoría de sus desgracias!

-Lo se-señalo tranquilamente enfocando la atención en el-no se cansa de repetirlo, señor-una sonrisa descarada ilumino su pálido rostro y luego sintió en la mejilla, el ardor que le produjo el golpe de la mano del almirante

-¡Insolente!-exclamo reservando su postura severa-un mes-indico con el índice frente a sus ojos verdosos, apretó los dientes para detener las lagrimas-ocupa el primer lugar o atente a las consecuencias, ¿Entendiste?-sin delicadeza alguna sostuvo su mentón y le obligo a verlo cuando agacho la mirada, asintió levemente retándole con la mirada y el almirante soltando un bufido la dejo-¡lárgate de una vez! Detesto ver tu rostro-detuvo el auto y ella pudo salir corriendo luego de tirar la puerta del Peugeot, atrayendo así-para su mala suerte-la atención de los que estaban en el parking…

Quince minutos pueden ser la diferencia entre el masoquismo y la autoestima…eso le había dicho la psicóloga leyendo el folleto sobre la bulimia-cuando le había dicho que era anoréxica-que tenia en las manos.

No soportaba eso, no importaba la opinión de nadie, si algo sabia Hallee era que no necesitaba de alguien que le dijera como manejar su incordiosa vida, aunque lo estuviera haciendo significativamente mal, pero ahí estaba reprimiendo el impulso de golpear a Maspons contra su escritorio. Entonces ¿Qué diablos estaba haciendo con esa inepcia mujer? …

Su castigo se llamaba Lauren, y era la cruz que llevaba consigo desde que le salvara de un automóvil en la calle central; particularmente el sujeto-que era un completo despistado-tenia el poder de la palabra y sin comprenderlo, ya le estaba relatando su vida sin miramientos 
¡Y se maldecía todo el tiempo! Porque le dijo mas de lo que nunca hubiera hablado con nadie en cinco minutos; ¡como mirar una maldita moneda de un lado a otro!-pensó recordando la hipnosis de la que fue victima.





Luego de saber sobre su ``situación´´ le prometió buscar ayuda a cambio de mantenerlo al menos treinta metros lejos de ella ¡Y es que odiaba la manada de bestias descerebradas que siempre lo acompañaban! Lastimosamente creyó que si lo prometía-con tal de alejarlo-el lo olvidaría y la dejaría tranquila, después de todo ¡¿No era como si le importase la vida de una extraña realmente, ¿no?!

Pero-contrario a todo lo que esperaba-le anduvo pisando los talones todo el verano y finalmente-como decidió mentirle-le informo que buscaría a la psicóloga de su escuela para consultar con un especialista.

El tedioso problema era que no calculo la supina mentalidad de Elise Maspons ni la constancia de Lauren que la esperaba fuera de la oficina para comprobar que se cumpliera su palabra, mucho menos que ambos estudiaran en Illingworth.

-Elise basta, soy completamente consciente de las consecuencias a las que conducen mis actos-entorno los ojos y presiono dos dedos sobre su frente-podemos hacerlo mas simple para ambas… olvida lo que te dije-con aburrimiento observo la expresión afligida y confusa de la mujer castaña en frente de ella

-Entonces, ¿Qué fue eso que te hizo venir en un inicio?-con cuidado guardo los folletos en uno de los cajones del escritorio, luego enlazo sus manos mientras esperaba la respuesta

-No fue un que, fue un quien-admitió con desgano después de extenuante suspiro -quizá deba volver-informo dejando el asiento y tomando la bolsa que había tirado en el sillón de la entrada-pero no pantomimes el mismo discurso, solo quiero sacarme de encima a esa persona-

-Hallee, lo mejor seria empezar un tratamiento y…-

-No-interrumpió cortante exhalando una exclamación-sabemos que no te interesa, así que no necesitas fingir-los labios de la castaña se fruncieron en una mueca reprimida y se sintió algo culpable de sus palabras-será solo un tiempo…-intento mejorar, ella asintió y entonces giro la perilla-hasta luego…y gracias-con frustración comprobó que Lauren seguía esperándola fuera, decidida a ignorarlo camino hacia los casilleros, después de todo el trato estaba cerrado ¡Ella ya había cumplido! O bueno, eso suponía…

-¿Cómo te fue?-su maldita voz detrás de ella nuevamente, como siempre-¿Cuándo empezaras tu tratamiento?-parecía emocionado y como no le respondió, tomo de su brazo para detenerla

-Prometí buscar ayuda, no darte detalles de cada consulta que haga-señalo apartando la mano del rubio, y otra vez esa expresión afligida revolvió su conciencia ¡Malditos manipuladores!-pensó forzando una sonrisa-veré a Maspons hasta que lo solucione, ¿esta bien?- con una sonrisa el asintió y no pudo evitar pensar que el idiota era realmente atractivo

-¿En que horarios debemos venir?-la tranquilidad con la que compuso esas palabras la desenfocó, ¡¿Debemos?! ¡¿Qué diablos pasaba con ese chico?!

-¿Qué sucede contigo? Esto no es el canal matrimonial-informo controlando el tic nervioso sobre una de sus cejas-es mi problema y hare esto sola, cumplí con mi parte de la promesa, tu has lo tuyo también-sin esperar una respuesta lo dejo a mitad del pasillo y continuo imaginando lo mortificante que hubiera sido tener a Lauren detrás de ella todo el tiempo, desde que tenia memoria la soledad había sido su mejor compañía…nadie mas.

Afortunada, esa era la palabra en concreto que menos definiría a Jessica; y como hacerlo si desde que dejó atrás los juegos de té y las casitas de muñecas la vida se había tornado desastrosa para ella.

En un inicio, supo que sentirse dichosa de ser una Billson era lo mejor que podía ofrecer cuando la noticia de ser adoptada fue un gran acontecimiento en su casa. Su familia era realmente todo lo que ella pudiese desear, y estaba realmente agradecida de formar parte de ellos a tal grado que, si alguien le preguntara que quisiera cambiar en su vida, diría que quizá el nombre del gato montes.

Pero dicha felicidad solo era comprensible para ella en casa-como hija y hermana-porque el trabajo de adolescente no lo desempeñaba con la misma diligencia…

En su infancia-quizá una época memorable- recordaba estar rodeada de otros niños con los que compartía horas de recreación, sin los habituales patrones jerárquicos de la adolescencia que se impartían catedráticamente en las escuelas por sus estudiantes, i
ncluso los adultos reconocían dichos niveles de la escala social que saturaban a Illingworth de adolescentes con hormonas alteradas, hambrientos y deseosos de experimentar novedades y con más problemas que soluciones.



A decir verdad, cuando se es un niño no es menos complicado vivir porque de de hecho también se tienen ciertos paradigmas que se conservan en la adolescencia, pero al cruzar esa línea imaginaria hacia la pubertad adquieres responsabilidades que parecen escritas en un manual con otro idioma, lo que hace mas sencillo el olvidar o romper las reglas. Y debido a ese prototipo que se impone generalmente entre los chicos de su edad, la vida adquiere nubarrones de ``incidentes´´ que maquinan una y otra vez su indulgencia por los de su clase.

-Genial...-se dijo con un suspiro cansino después de forzar su casillero, ¡Le habían dado los números equivocados! Generalmente eso le ocurría cada nuevo año, y aún siendo así, no entonaba el ritmo con el que su vida parecía andar…

-311025...-su mano dio un respingo al escuchar esa voz, su pulso se acelero cuando observó los ágiles dedos mover la perilla de números en el casillero y casi se queda sin aliento al notar la varonil fragancia muy cerca de sus fosas nasales, ¡Como un bosque! Pensó e instintivamente volteó reconociendo el peculiar aroma maderoso en Cedric...

-Yo...yo-tartamudeo nerviosa mientras presionaba los libros que sujetaba sobre su pecho, ¡Siempre seria así! Pensó resignada ante el hecho de parecer una idiota, aunque quizá eso era lo mejor...el jamás sentiría lo mismo que ella...

Conocer a Cedric hace cinco años había sido el mejor de los remedios para la indiferencia virulenta que los demás aplicaban sobre ella, pero cuando el paso a formar parte de aquella enfermedad, la resignación tomó un lugar elevado en su lista de estados.
Tampoco podía culparlo, el era simplemente todo lo opuesto a ella, extrovertido, sociable, casi el chico perfecto de no ser por la descarada costumbre que utilizaba para pasar las materias, que solo ella conocía.

-Bien, adiós-dijo el enarcando una ceja en lógica confusión, el cabello castaño, los ojos azules, y la piel lozana desaparecieron de su vista en cuanto los amigos de Cedric le jalaron, seguramente señalando con burla que había realizado su buena obra del día...

Y se arrepintió de no haberle preguntado al menos, ¿Por qué sabia el numero de su casillero?...o por cortesía ¿Cómo estaba?, pero las palabras se quedaban dentro de ella como enjauladas cada vez que el estaba cerca.

-Hasta luego-susurro nostálgica observando los pasillos vacíos, las clases ya habían iniciado, pero no importaba porque nadie notaría su ausencia...

Las ventajas de ser el capitán de un equipo son sin duda alguna exorbitantes y Danny no podía hacer menos que admitirlo, pero incluso siendo tan afable a la vista de cualquiera, la presión que las expectativas de los demás le ejercían aniquilan las fuerzas que necesitaba para continuar en el juego.

Seguramente tener todo lo que deseaba debía ser un buen consuelo para mitigar todo ese peso, pero la cantidad a pagar por lo que quería-sí realmente eso era su vida-parecía más elevado que la recompensa.

Al final sentía que siempre salía debiendo y el dilema era que… no sabía a quién...

-Dan, ¿Porque insistes en usar esos zapatos? Sabes que los odio-" Y por eso los uso" Señaló mentalmente con una sonrisa hacia su novia, Ashley Fox resultaba ser un considerable premio y al mismo tiempo el pago que debía dar por lo que tenía cada vez que habría la boca, ¿Porque no terminaba con ella? ¡Seguro! Enderezar la torre de Pisa era más sencillo...

-¿No podrías simplemente ignorarlos?-cuestionó apoyado sobre el casillero contiguo al de la rubia, por gracia de la fortuna o el baño femenino en concreto, estaba sola guardando sus cosas…

Era complicado hablar con ella, pero aún más cuando la acompañaba su sequito...

-Es muy difícil hacerlo cuando cubren tus pies, querido-ironizo con una sonrisa falsa mientras cerraba la puerta metálica de color azul

-Ashley, tú nunca miras a nadie por debajo de los hombros-bufo con una sonrisa que se esfumo al instante, ya conocía las expresiones de inconformidad o molestia de su novia, y tomar como una burla sus palabras le provocaban siempre mas de una migraña con la chica…

-No podrías conocerme menos-señaló cruzándose de brazos en una pose retadora, por el gesto disgustado de sus labios fruncidos sabia que insistiría hasta conseguir lo que quería-sí tuviera que definir las características sociales de alguien, empezaría por sus zapatos-le acaricio el mentón con una mano-sabes que complacerme tiene sus beneficios, Dan-y la mano bajo por su pecho y luego hasta la línea del pantalón-mis padres viajaran en la noche, sí puedes deshacerte de ellos...-señalo con la vista y dejo la frase inconclusa con un beso, luego se alejó probablemente al encuentro de su sequito...

Quizá no era tan desagradable pagar por el precio de Ashley cuando podía disfrutar de ello y ciertas sustancias que lo hacían más competente para el equipo…

Una buena noche se olvidaba cuando McPherson regresaba, ese era el problema al terminar las vacaciones de verano.
Dougie quería creer que mientras mas chicas pasaban en su cama-o cualquier superficie útil-dejaría de parecerle tan tedioso volver a Illingworth, pero la inicuocidad del viejo era superior a cualquier paraíso recreado en su cabeza.

McPherson injeria en cada asunto, que era difícil no saber cuando y donde estaría, y podría ser un beneficio en cuanto el no terminará apareciendo con su inmodesta personalidad por todos lados, moralizando los actos de la escuela completa.

Posiblemente esa noche necesitaría compañía femenina que invalidara las palabras del sujeto en su cabeza.

-Dowi...-no necesitaba mirar para saber quién susurraba ese peculiar sobrenombre que detestaba-¡Hey, Dowi!-ambos sabían que el no voltearía, no pronto al menos...

Milla Mieller era físicamente la novia perfecta, y bien podía agregar también varios puntos a su locuacidad y gracia, pero su personalidad le era tan infantil que no podía pensar en ella como algo más que su hermanita menor ¡Y se refería a la más pequeña!

Debía admitir que le gustaba, y por esa razón se había convertido en la novia oficial, pero-y como muchos de sus amigos-no podía convertirse en la única que tomara parte de su tiempo; además el motivo real por el que Milla era la original, se basaba en el hecho de verla solo como la chica a la que no sentía deseos de tocar mas allá de un simple beso o caricia

Con ella no había nada pasional, mucho menos sensualidad…

-¿Qué sucede Mily?-cuestiono suspirando, ya cansado de recibir bolas de papel por la espalda seguidos de el dichoso sobrenombre ¡Debía hacer algo para que lo cambiara!

-No hemos hablado desde el parking y…-como era muy natural en la castaña, empezó a colorearse y tartamudear la misma palabra ¡Realmente era como ver a su hermana menor! Y en ocasiones podía sentirse como un viejo pervertido detrás de la chica

-¿Quieres que hablemos con McPherson aquí?-sin duda eso era una buena idea, pero lo mas probable era que ambos terminaran fuera de las clases antes de poder empezar una silaba si quiera, ese supervisor era como un radar de cosas indebidas o problemas…

-Sr. Williams, desea compartir algo con la clase-el tono demandante y su mirada desafiante le tomaron por sorpresa, aunque finalmente sabía que algo como eso pasaría ¡E l radar de McPherson funcionaba insistentemente contra el!

-De hecho, Sr-confeso dejando su asiento después de dar un guiño a su novia…si iba a meterse en problemas…-esta mañana note una particular erupción en…

-¡Suficiente!-interrumpió colérico-¡Salga del salón ahora mismo!-con mirada victoriosa, bajo las risas casi acalladas de sus compañeros por el supervisor y abrochando el botón del pantalón que se vio tentado a bajar, salió del lugar haciendo con una de sus manos la expresión militar mas común hacia el vicealmirante retirado

Como decía, si iba a meterse en problemas, al menos seria por merito propio…


THE END OF FIRST PART...

Tuesday, 1 March 2011

KISS ME AND CANDY DOLL

Hello! today i was alot bored and tired! u ;u 
Here the sun is very hot! O ;o and I just get a work! > ;<
Yhe! I need money and no from my parents more! (laughs)
I think that's the most correct if I gonna college this year! ^ ;^
My lord! I feel me alot old! (laughs) I will have 18 old years in 6 months! 
Well, I got this few weeks ago!
No expensive and very good product for Japan! I'm so glad whit this! ^ ;^
  
KISS ME MASACARA

CANDY DOLL LIPSTICK
                                                                                                                
Really I think in make up with this and I can't believe sometimes! (laughs)
The color from lipstick is alot soft and charming ^ :^
And curly from mascara drive me crazy! > ;< 
And designs totally original and amazing!

NO NAME YET...U ;U 

My little sister found her in our backyard yesterday!
Her colours are so amazing and the same time stranger (laughs) > ;<
But is a sweety love! ^ ;^♥ Alot charming!
But yet I can't think in a name for she! > ;<
Help! (laughs)
With she in my house are 12 cats, 2 ducks and 1 dog! (laughs)

Sunday, 27 February 2011

HARUKI♥

the little haruki and his cute face!
this is the sister's son of my friend takuya!
i can't leave look his sweety face!
drive me crazy! 
i love him alot!
really is a little pillow!! (laughs)
all are in love about him! (laughs)
our boy will be a lover! XD

Wednesday, 23 February 2011

LITTLE SHIZUKA!

oh picola maledetti! >.<
she is alot headache! (laughs) but i think can't live withuot her! 
just want to eat all time and them sleep...
i think she'll get weight very soon (laughs)
also she hate the insects! always she want kill them! (laughs)

this is my LITTLE SHIZUKA!

Sunday, 20 February 2011

♥ Fernroro's 1st Giveaway! :D

♥ Fernroro's 1st Giveaway! :D
★ 1 x Rilakkuma plush
★ 1 x Bunny phone charm
★ 1 x Pencil case
★ 2 x Hello Kitty Post-It Note
★ 1 x Rilakkuma correction tape
★ 2 x Darkness false eyelashes
★ 1 x Sheseido ft. Hello Kitty moisturising lip balm (I have one my own and I love it!!! ><)
★ 1 x Hello Kitty stickers (I think you get 3 sheets, not sure..I don't wanna open it xD)
★ 1 x Pink bow hair tie
★ 1 x Floral print bow headband  
★ 1 x Mistine Cat Eye gel eyeliner in black
★ 1 x Silver folding mirror (I wanted this for myself ;-;" but it was the last one!!!!)


NANCAKES 200+ Followers Giveaway ☆

NANCAKES 200+ Followers Giveaway ☆
The main prize comes with:
1 Nail polish from 'Color Club' in the color "Peppermint Twist"
1 Nail polish from 'Canmake' in the color "005A"
1 Hello Kitty satchel bag
1 Pez Hello Kitty candy bracelet
1 box of meiji Hello Panda filled cookies
1 Pair of Koji Spring Heart lashes in "06"
1 NYX Round Lipstick in "Narcissus"
1 Revlon Super Lustrous Lipgloss in "Pink Whisper"
1 NYX Jumbo Pencil in "Milk"
1 e.l.f. Hypershine Lipgloss in "Bubble Gum"
1 Kiss Me Heroine 'Long & Curl' Mascara w/curved brush in "Black"

EXTRA PRICE

 This prize comes with:
1 e.l.f French Manicure Set in "Nude"
1 Box of meiji Hello Panda filled cookies
1 NYX Round Lipstick in "Circe"
1 NYX Trio in "TS17" (Frosted Flake/Slate/Iced Mocha)
1 e.l.f. Therapeutic Conditioning Lipbalm in "Vanilla"


 This prize comes with:
1 NYX trio in "TS06" (Purple/Deep Purple/Prune)
1 Box of my favorite, soft and natural eBay lashes
1 e.l.f. Nailpolish in "Mod Mauve"
1 NYX Jumbo Eyepencil in "Lavender"




BLOOMZY1 Year Anniversary Giveaway~

BLOOMZY1 Year Anniversary Giveaway~
For those of you who missed the chance to grab a New Years Lucky Bag from 109...or maybe you just want to add another to your collection. Well now is your chance! ;D

L.Chance is a popular Gal accessory brand - website.
This years lucky bags contained up to 8,000円 worth of goods, and they can be all yours.